Contaminación Acústica

Contaminación acústica

Si te has preguntado qué es la contaminación acústica, en este artículo te contaremos de qué se trata y como evitarla.
La contaminación acústica es un problema ambiental importante en los grandes centros urbanos. Se produce cuando el sonido cambia la condición normal de la audición en un entorno determinado.

A pesar de que no se acumula en el medio ambiente como otros tipos de contaminación, causa graves daños en el cuerpo y la calidad de vida, por lo tanto se considera un problema de salud pública en todo el mundo.

El sonido y sensación auditiva que nuestros oídos son capaces de detectar, se define como la compresión mecánica u onda mecánica que se propaga en algún medio. Los sonidos de cualquier tipo pueden llegar a ser perjudiciales para la salud cuando son emitidos en grandes cantidades o en alta intensidad.

El término de ruido, en este contexto, es un sonido o ruido no deseado que puede perjudicar la percepción de una señal o causar molestias. El ruido es el sonido que deteriora la comunicación, que consiste en un gran número de vibraciones acústicas con una amplitud y fase muy alta, por lo que su presión sonora es muy alta, lo que es muy perjudicial para los seres vivos. La nocividad del ruido se relaciona con esta presión sonora, su dirección, la exposición continua y la susceptibilidad individual, en la que cada persona tiene una sensibilidad particular a los sonidos fuertes.

Para la Organización Mundial de la Salud (OMS), un ruido de 50 dB ya perjudica la comunicación y, a partir de 55 dB, puede causar estrés y otros efectos negativos. Para alcanzar los 75 dB, el ruido representa un riesgo de hipoacusia si el individuo está expuesto a la misma durante periodos de ocho horas.

Algunos de los efectos negativos de la contaminación acústica para los seres humanos son los siguientes:

  • Estrés;
  • Depresión;
  • Insomnio;
  • Agresividad;
  • Pérdida de atención;
  • La pérdida de memoria;
  • Dolor de cabeza;
  • Cansancio;
  • Gastritis;
  • Tinnitus;
  • Hipoacusia temporal o permanente;
  • Sordera;

Las leyes de muchos países imponen restricciones a la intensidad sonora, cuyos picos de ruido pueden depender de la hora del día. Para ello se pueden tomar medidas especiales, como por ejemplo: limitar la extensión del volúmen del sonido durante un concierto público.

loading...

Qué es la contaminación acústica y cuáles son sus causas

Existe una amplia diversidad de fuentes de polución sonora, tales como bares, discotecas, aeropuertos, industrias, el motor de vehículos, electrodomésticos, ambiente de trabajo, entre otros. A continuación presentamos algunos ejemplos de los niveles de ruido máss comunes en los grandes centros urbanos, expresados en decibeles:

  • El goteo del grifo (20 dB);
  • Refrigerador (30 dB);
  • Voz humana normal (60 dB);
  • Oficina (60 dB);
  • Transito (80 dB);
  • Obras con martillos neumáticos: (120 dB);
  • Mercado de pulgas: (90 dB);
  • Secador de pelo (95 dB);
  • Discotecas (130 dB);
  • Reproductores portátiles de música al máximo volumen (hasta 115 dB);

¿Qué hacer para evitar la contaminación acústica?

loading...

Algunos consejos para evitar el sufrimiento que provocan los efectos nocivos de la contaminación acústica son:

  • Evitar lugares con mucho ruido;
  • Utilice protectores auditivos en los lugares de trabajo con mucho ruido;
  • Escuchar música en el dispositivo portátil con un volumen bajo y no utilizarlo durante un período muy largo;
  • Evite acercarse a espectáculos con altavoces o discotecas;
  • Cierre las ventanas del automóvil en sitios con mucho de tráfico;
  • Use artículos para el hogar que generen menos ruidos;

Si usted vive con esta contaminación acústica todos los días, consulte a su otorrinolaringólogo para realizar una prueba de audición con el fin de detectar cualquier anomalía y así recibir las indicaciones adecuadas para un posible tratamiento.

Comentarios

comentarios

Dejar un comentario